19 de Septiembre de 2017| Última actualización 22:46 GMT

DARIO CERVANTES PADILLA

Cargo: Economía de Desarrollo, Políticas Públicas, Cooperación Internacional

Empresa: SOUTH PROJECT ANÁLISIS CONSULTANTS

Área: Consultor e Investigador

Ciudad: Ginebra

La evasión fiscal y los paraísos fiscales se enfrentan a una "perla" jurídica: FATCA

Dario Cervantes Padilla | 02 Abril del 2015

En 2009, a la ocasión de la reunión en Londres del G20, la opinión pública mundial hizo sentir su voz discordante con la dinámica perversa provocada por la crisis financiera de Estados Unidos y Europa principalmente, la misma que otorgaba "paracaídas dorados" a directores de grupos empresariales transnacionales, mientras sus empresas despedían sin piedad a miles de trabajadores en todo el hemisferio occidental. Esta misma crisis reveló uno de los puntos más sensibles de empresas, y dueños de importantes recursos financieros, quienes bajo el conocido secreto bancario depositaban/depositan, sus importantes recursos financieros en los llamados paraísos fiscales. En ese mismo año, la organización para la cooperación y desarrollo económico (OCDE) publicaba una lista de países considerados "paraísos".

 

En el 2014, Estados Unidos diseña la Foreign Account Tax Compliance Act FATCA, una ley para incrementar el cumplimiento de obligaciones fiscales de parte de ciudadanos de Estados Unidos con recursos financieros invertidos, conservados, o escondidos fuera de Estados Unidos. Concretamente, esta ley fue inspirada como respuesta al escándalo financiero provocado en el 2009, por los bancos suizos UBS y Credit Suisse, los mismos que revelaron los millonarios recursos financieros de contribuyentes norteamericanos, y de otros países, conservados en secreto por cuentas bancarias suizas, que no pagaban ningún "U.S. Tax".

 

FATCA es una ley extremadamente estricta que impone a todas las instituciones financieras extranjeras un mandato legal para determinar quién de entre sus clientes tienen la figura de "U.S. Person" y reportar directamente a la autoridad norteamericana información de las cuentas de esos clientes. debido a los mecanismos de fuerza implementados en esta ley, prácticamente todas las instituciones financieras del planeta deberán revelar las cuentas de sus clientes norteamericanos.

 

La figura de "US Person" para FATCA, incluye no únicamente a ciudadanos norteamericanos sino a cualquier individuo del planeta que por ser residente y realizar actividades económicas en Estados Unidos, tiene obligaciones tributarias con el país. Así mismo, las instituciones financieras afectadas por esta ley, no solo son los bancos sino además: sociedades de seguros de vida, Sociedades de gestión de capitales y de bienes, empresas de créditos comerciales, conservadores y gestores de títulos, empresas gestoras de planes de jubilación etc. Ninguna sociedad o corporación está exenta.

 

Los objetivos de FATCA (que ya está en vigencia desde su promulgación el 17 de enero del 2015) son claros, se trata de una reforma fiscal para luchar contra la práctica de la evasión tributaria que se había vuelto endémica en Estados Unidos, obligando a las instituciones financieras de otros países a declarar las cuentas y haberes (secretos) de los "US Person", por medio del "cambio automático de información".

 

En realidad, FATCA trata la tributación de forma menos centrista que los anteriores dispositivos fiscales estadounidenses, esto desvirtúa totalmente el discurso de "retorno del imperialismo norteamericano" que algunos empiezan a señalar. Si bien la norma tiene influencia extraterritorial, no puede ser implementada que mediante acuerdos bilaterales con Estados Unidos, de esta forma, países como Suiza ya han firmado un acuerdo intergubernamental para la aplicación de FATCA, lo mismo han hecho España, Alemania, Francia, Reino Unido, Italia.

 

Lo anterior significa además, que las instituciones financieras del extranjero que se comprometen formar parte del acuerdo, se obligan a armonizar sus normas internas con las obligaciones estipuladas en la FATCA. A aquellas instituciones que no cumplan, o rechacen el acuerdo se les aplicará una retención de 30% para pagos que pasen o tengan origen norteamericano. FATCA como norma, prevalece sobre todas las convenciones fiscales internacionales.

 

Con esta ley, podríamos estar de cara al fin del odioso secreto bancario y de la evasión fiscal, por la aplicación de un sistema generalizado de intercambio de información integrado a infraestructuras financieras a escala mundial. En realidad a todos los países de Europa occidental y USA les interesa el control de la evasión fiscal de sus propios ciudadanos. Los mismo gobernantes europeos han tomado conciencia de la importancia del intercambio automático de informaciones en la lucha contra la evasión fiscal. La influencia de FATCA entonces no se limita a Europa, la importancia del control de la evasión fiscal tal vez se extienda a nivel global.


Esto se hace más evidente cuando vemos lo que pasa en países pequeños, que no escapan al efecto imán de los paraísos fiscales. Por ejemplo Ecuador, también es un proveedor de servicios offshore globales con una cuenta operativa de 198,4 millones de dólares depositados en el banco HSBC de Suiza,  lo que lo ubica en el puesto 80 de la lista en el HSBC. Solo en el 2014 unos 4.000 millones de dólares de Ecuador, fueron a parar en paraísos fiscales.


Evidentemente, también a todo tipo de empresas financieras les interesa armonizarse con FATCA, en efecto, más de 80.000 instituciones financieras en unos 100 países, incluyendo paraísos famosos como Suiza, Luxemburgo y las Islas Caimanes ya se han comprometido a armonizar sus hábitos financieros con FATCA.

Aunque en grandes líneas FATCA tiene como objetivo luchar contra la evasión fiscal, una tendencia que ahora es global, también tiene otro efecto benéfico, el de que los ciudadanos norteamericanos y extranjeros residentes en Estados Unidos, podrán darse cuenta de que ahora hay muchos motivos a tomar en cuenta para mantener sus cuentas de inversión en su país.

Según Forbes, los 10 paraísos fiscales más importantes son: Delaware en USA.; Luxemburgo; Suiza; Islas Caimán; City of London en Inglaterra; Irlanda; Islas Bermudas; Singapur; Bélgica y Hong Kong.


 


Dario Cervantes Padilla. Especialista en economía del desarrollo; derecho internacional de comercio; cooperación internacional, pilotaje y evaluación de políticas públicas. Relación académica con la Universidad Central de Ecuador y el Instituto de Altos Estudios Internacionales y de Desarrollo (IHEID) de Ginebra-Suiza.

 

0 COMENTARIOS

Debe estar registrado para comentar