30 de Abril de 2017| Última actualización 10:51 GMT

Comenzó a regir ley que moderniza la legislación aduanera chilena

LRM - Editor | 14 Marzo del 2017

Este lunes se publicó en el Diario Oficial la Ley Nro. 20.997, que moderniza la legislación aduanera y la labor del Servicio Nacional de Aduanas, informó Aduanas Chile.

 

El texto introduce varios cambios a la Ordenanza de Aduanas y otros textos legales, que estarán vigentes de manera inmediata en algunas materias y, en otras, en forma diferida, según los plazos fijados en las respectivas disposiciones transitorias.

 

Según el director nacional de Aduanas, Claudio Sepúlveda, se trata de un importante acontecimiento, porque permite incorporar mejoras sustantivas especialmente en el ámbito de la fiscalización, actualizando procedimientos para lograr que la labor de Aduana sea más eficaz.

 

Asimismo, resaltó que “esta normativa es fruto de un extenso trabajo de diálogo con diversos actores del ámbito público y privado”. En ese sentido, Sepúlvera aseguró que la Ley contiene medidas concretas enfocadas a mejorar el trabajo en los ámbitos de fiscalización.

 

El funcionario explicó, además, que en el proceso será clave la participación de los funcionarios, quienes utilizarán herramientas para realizar aún mejor su trabajo de fiscalización.

 

Entre las medidas más relevantes de la nueva normativa, el funcionario destacó:

  • aumento del plazo para la formulación de cargos, que pasa a ser de dos años como regla general y reconoce excepciones para casos en que normas especiales requieran de plazos mayores o se trate de procesos de verificación de origen.

  • Aumento de monto máximo de multas aplicables a los almacensitas desde 25 UTM a 200 UTM

  • Eliminación de liberación de sanción en caso de autodenuncio

  • Se faculta al Servicio de Aduanas para no aceptar a trámite declaraciones de importación acogidas a franquicias aduaneras o las que amparen regímenes suspensivos, cuando se acredite fundadamente situaciones de morosidad aduanera o tributaria; condena por delitos tipificados en la Ordenanza de Aduanas o sanciones reiteradas por contravenciones aduaneras.

  • Se amplían las alternativas para otorgar el mandato para el despacho por los agentes de aduanas, y se modifican las normas relativas a las exigencias de capital pagado y el monto del aporte individual para las sociedades de agentes de aduanas.

  • Se autoriza la subasta de vehículos usados incautados en Aduanas que no se encuentren a zona de tratamiento aduanero especial.

  • Se incorporan a la Ordenanza de Aduanas las figuras del Operador Económico Autorizado (OEA) y de las entidades certificadoras de apoyo y asistencia a la labor aduanera, como los laboratorios mineros, los que quedarán bajo la supervigilancia del Servicio y serán regulados mediante un Reglamento que establezca las condiciones y requisitos para su operación.

  • Se faculta al Servicio para la realización de subastas electrónicas en la forma y condiciones que establezca. Además, se podrán agrupar mercancías que se encuentren en dos o más aduanas distintas y se establece un plazo máximo para el retiro de las mercancías adjudicadas.

  • Se amplía el rango de instituciones que pueden ser objeto de donaciones de mercancías susceptibles de ser destruidas, incluyéndose, además, la posibilidad de donarlas cuando no han sido rematadas en más de tres subastas por falta de postores.

  • Se actualizan diversas partidas de la Sección 0, del Arancel Aduanero, además de establecerse una norma de reajustabilidad de ciertas partidas establecidas en dólares. Se modifican algunos de los beneficios de los viajeros y se incorporan a los tripulantes como sujetos de franquicias.

  • Se crea la Destinación Aduanera de Depósito, institución que no se consideraba en Ordenanza de Aduanas, que posibilitará que las mercancías ingresadas al país a un almacén o recinto de depósito puedan ser objeto de operaciones menores antes de su importación, lo cual permitirá disminuir costos asociados a la cadena de importación de mercancías.

  • Se norma la actuación de las empresas de envíos de entrega rápida (Courier), permitiendo así fiscalizar adecuadamente su actividad, considerando que cumplen un rol de transportista, despachador y almacenista.

  • Finalmente se consideran una serie de otras medidas que buscan mejorar procesos o hacer más eficiente la normativa existente, como permitir el retiro de las mercancías sin el pago de impuestos y aranceles, previa constitución de una garantía para PYMES y OEA; se mejora la regulación de la institución de la Admisión Temporal para perfeccionamiento activo; se aumentan las sanciones en el caso de delito de Contrabando tratándose de mercancías afectas a tributación especial o adicional; y se autoriza la publicación en extracto en el Diario Oficial de determinados actos del Servicio.

0 COMENTARIOS

Debe estar registrado para comentar