21 de Agosto de 2018| Última actualización 19:27 GMT

El boom de las armadoras asiáticas en México

Marco Trade News - Fuente: Secretaría de Economía de México, Expansión-CNN, La Nación | 30 Enero del 2018
1

Autor imagen: Internet - Archivo

Mientras que la discusión del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) aún no define el destino de la comercialización de vehículos ligeros en México, las armadoras asiáticas ganan terreno en México.

 

Según datos de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) y de la Asociación Mexicana de Distribuidores Automotores (AMDA) reflejados en un informe de la Consultora J.D Power,  las empresas asiáticas registraron el 50% de participación de mercado por origen de marca al cierre de 2017.

 

Las armadoras de origen asiático han destronado así a sus competidores europeos (27% del mercado) y estadounidenses (23%). Las automotrices asiáticas dominan por tanto, la mitad de las ventas en el mercado nacional.

 

Japón lidera la producción de autos en México con siete plantas ensambladoras de cuatro marcas: Honda, Mazda, Nissan y Toyota. En los últimos años se han incorporado las empresas chinas JAC y BAIC, y las surcoreanas Kia y Hyundai.

Por tipo de vehículo, las ventas se distribuyeron de la siguiente manera: autos sub-compactos (36.4%), multi-propósito (22.6%), compactos (22,2%,), camiones ligeros (13%), autos de lujo (5%), deportivos (0,6%) y camiones pesados (0,1%).

 

Honda produce en México los modelos Fit, HR-V y CR-V. El primero es el más exportado y sus principales destinos son EEUU y Canadá. La armadora tuvo una producción de 107.144 vehículos en el primer semestre de 2017, de los cuales exportó 94.999 unidades. Kia, el fabricante surcoreano de automóviles, colocó su modelo más vendido, el Sportage, principalmente en EEUU, con una producción de 92.213 vehículos en la primera mitad del año, de los cuales exportó 64.885. La japonesa Mazda con una sola planta de automóviles en México, produjo 74.483 vehículos en el primer semestre 2017, exportando 82.694 unidades, en general rumbo a EEUU. Entre las marcas que envía con ese destino y también a  Canadá y América del Sur están el Mazda 2 y el Mazda 3. Nissan produce las marcas March, Versa, Sentra, Note, Kicks, Tiida, Pick Ups NP300, NP300 Frontier, NV200, NV200 Taxi y NV250 VAN y sus exportaciones tienen destino EEUU, Canadá, América del Sur y Europa.

 

Produjo en la primera mitad de 2017, 448.350 autos, de los cuales exportó 257.126. Toyota produce en México la Pick Up Tacoma y Corolla, pero su modelo más vendido es el Hilux. La exportación de sus vehículos se realiza a EEUU, Canadá, Sudamérica y Europa. La armadora, produjo en los primeros seis meses de 2017, 79.175 autos, de los cuales exportó 77.813 unidades. La china JAC, inició de la mano de Giant Motors, con la participación del empresario Carlos Slim, la producción de los autos y camionetas SUV, S2 y S3 en 2017, en una planta ensambladora de Hidalgo. La también china BAIC planea invertir u$s 30 millones anuales hacia 2020 en su línea de ensamble de una fábrica que subcontrata en Veracruz para armar alrededor de 80% de los vehículos que comercializa en México e invirtió otros 200 millones de pesos  la apertura de nueve distribuidoras más en el país. Uno de sus modelos más vendidos es el D20, es la competencia directa del Nissan March. Hyundai de  Corea del Sur inició en septiembre de 2017, la producción del Accent, el primer vehículo fabricado en México, en su planta de Nuevo León. La japonesa Isuzu, especializada en camiones de carga, con capacidad de 2 a 5 tns. comercializó 646 unidades, en el primer semestre de 2017n un incremento del 13% sobre el año anterior. Subaru, de Japón, que había ingresado a México en 2006, ya  posee 23 distribuidoras y se encuentra en una etapa de renovación de productos a nivel mundial. Busca incrementar su presencia en el país, y prepara el lanzamiento de su nueva Crossover XV. La también japonesa Suzuki, en el primer semestre 2017 comercializó 7.765 unidades, siendo el 15° en ventas  en México. Y en abril pasado, Great Wall Motors, empresa automotriz de China, anticipó a los gobiernos de Nuevo León y San Luís Potosí su interés de abrir una planta ensambladora en México, con lo que se sumaría a otras empresas de China como BAIC y JAC, que ya se expanden en el país.

 

El interés de las armadoras de ese país tiene que ver con el crecimiento exponencial que muestra el mercado ‘azteca’ en la colocación de coches que es muy superior al del resto del mundo. Según datos de AMIA la producción de autos anual en México registró al cierre de 2017 un incremento de 8.9%, en tanto, las exportaciones aumentaron anualmente un 12,1%. México ha batido un nuevo récord de autos exportados a EEUU y las previsiones apuntan a que la tendencia alcista se prolongará durante el 2018 pese a la incertidumbre del TLCAN.

 

Pese a las estampidas de Trump y su política marcadamente proteccionista, México colocó más de 2,3 millones de coches a su vecino del norte, un 9% más que el año anterior. Tres de cada cuatro vehículos exportados por México el año pasado -y seis de cada 10 producidos- terminaron en EEUU y el 8,5% en Canadá. Las exportaciones mexicanas de automóviles en 2017 estuvieron centradas en sus socios del TLCAN: EEUU (75,3%) y Canadá (8,6%) mientras que Europa fue receptora del 5,4% y Asia sólo del 1,3%. La cifra revela una alta dependencia del sector automotriz mexicano de sus dos vecinos del norte, por lo que la industria automotriz mexicana ha comenzado a diversificar su cartera de clientes. En 2017 las exportaciones a mercados como Chile y Alemania crecieron 39% y 22% respectivamente.

 

La producción total de automóviles en México en 2017, alcanzó los 3,8 millones de unidades, casi un 9% más, pero las ventas internas de automóviles ligeros decrecieron un 4,6% producto de la incertidumbre sobre la economía y el TLCAN, después de siete años de crecimiento ininterrumpido.

 

 

0 COMENTARIOS

Debe estar registrado para comentar