11 de Diciembre de 2017| Última actualización 08:46 GMT

“La reducción de aranceles ante la crisis internacional aportó al dinamismo del sector productivo”

Nos aproximamos a la economía mexicana desde esta breve revisión que Marco Trade News le formuló a Gabriela Siller Pagaza, Directora de Análisis Económic

Laura R. Martínez | 02 Mayo del 2013
26502_1380466073

Autor imagen: gabriela siller

Marco Trade News: ¿Qué ventajas diferenciales encuentra entre los candidatos mexicano y brasileño que pasaron a la segunda ronda en la carrera por dirigir la OMC?

Gabriela Siller Pagaza: Ya en la ronda final para dirigir la OMC, el mexicano Herminio Blanco y el brasileño Roberto Azevedo muestran perfiles distintos y cualidades que podrían ayudar al desempeño de la organización en los próximos años.

Roberto Azevedo por un lado, ha representado a Brasil en diferentes cuerpos internacionales, fue ministro de relaciones exteriores en Brasil y ha sido representante permanente de su país ante la OMC, debido a esto ante el organismo se presenta como un negociador creíble y hábil conciliador para lograr consensos. Su participación en paneles de solución de controversias y conferencias de manera constante desde los inicios de la ronda de Doha lo sitúa como una persona con una amplia carrera dentro de la institución.

Por su parte, el economista Herminio Blanco tiene una amplia experiencia como negociador en tratados de libre comercio, especialmente en el TLCAN, fue negociador en la Ronda de Uruguay desde 1988 hasta su conclusión. Blanco a diferencia de Azevedo se presenta como un candidato externo, dedicándose en los últimos años a la consultoría comercial. Su formación académica como economista lo posiciona como un fuerte candidato por la situación económica actual de desaceleración global y fuertes retos en materia de política comercial.

Ambos coinciden en que es necesario reactivar las negociaciones de la Ronda de Doha, consideran que el organismo se encuentra estancado y es necesario fortalecer el proceso institucional de la OMC para darle una posición de relevancia ante los nuevos tratados de comercio, mismos que han ocurrido fuera de la institución.

 

MTN: Brasil y México son las economías fuertes de América Latina y el Caribe, ¿qué podría aliarlas en el ámbito político comercial?

G. S. P.: La relación comercial entre México y Brasil está concentrada en el intercambio de bienes para manufactura o manufacturados, especialmente vehículos ligeros, aunque se importan por parte de México piezas para construcción de vehículos y automóviles para el transporte de carga.

Aunque durante el 2012 las exportaciones hacia Brasil fueron el 1.72% del total de las exportaciones mexicanas y las importaciones de ese país fueron el 1.31%, el comercio entre ambos países ha crecido. De acuerdo a la Secretaría de Economía, el comercio bilateral creció 225% durante los últimos 10 años.

En materia de tratados comerciales, a la fecha sólo se ha llevado a cabo un Acuerdo de Complementación Económica en dónde se establecen beneficios fiscales con el fin de incentivar el comercio entre ambos países. No obstante no se ha concretado un tratado de libre comercio. La creación de un tratado entre ambos países sería clave para impulsar el comercio bilateral y por el momento no han surgido las negociaciones.

Por otro lado, se sigue explorando la posible alianza entre Petrobras y Pemex, actualmente Petrobras ya realiza operaciones bajo contratos de servicios en la cuenca de burgos. La reforma energética que se encuentra en análisis, por lo que una reforma energética que propicie un sector sólido podría permitir un replanteamiento de las relaciones con el capital extranjero.

 

MTN: El reciente informe emitido por la OMC sobre la Política Comercial de México señala especialmente la liberalización unilateral que reduce los aranceles aplicados a una amplia gama de productos, ¿coincide en que esa política benefició a México? ¿Por qué?

G. S. P.: Los beneficios para México se observan en la reducción de costos de producción, especialmente de la industria manufacturera, misma que en algunos apartados ya ha gozado de beneficios fiscales con anterioridad. Lo anterior ha reforzado la ventajas competitivas de México frente a otros países y ha permitido que algunos sectores crezcan significativamente siendo impulsores del crecimiento económico y del empleo en su región.

Podría decirse que el principal beneficio ha sido el fortalecimiento de las cadenas productivas que ha derivado en un cambio en las exportaciones de las llamadas “maquila” a exportaciones de alto valor agregado.

Sin embargo, aún falta mucho por hacer ya que también las importaciones han crecido rápidamente, generando un freno en el crecimiento económico de México.

 

MTN: En el ámbito productivo a México se lo emparenta con China, ¿Cree que la competitividad mexicana ha logrado erosionar la participación del mercado chino en Estados Unidos?

G. S. P.: El asunto se puede analizar desde dos enfoques.

En el 2002 la diferencia entre las importaciones de EU provenientes de China y México se incrementó 50%, pero la tasa de crecimiento ha disminuido a través del tiempo para ser  de sólo 3.3% en el 2012. Cabe destacar que México ha ganado competitividad frente a China gracias a la reducción de la brecha salarial ocasionada por un aumento en el pago a la mano de obra en China y un lento crecimiento del salario en México. Sin embargo, aunque el aumento en los salarios chinos vuelve más atractivo a México debido a sus menores costos y su cercanía con EU, el desarrollo del sector de equipo de transporte e industrias metálicas especialmente en la zona centro del país (Querétaro, SLP, Guanajuato, Aguascalientes) ha atraído inversión extranjera. Sumando a lo anterior, los bajos costos de transporte, cercanía y ventajas logísticas, permiten a las empresas mantener bajos costos con una alta frecuencia de pedidos lo que permite mantener inventarios bajos.

Asimismo, los programas promotores del comercio enfocado a la producción como los anteriores ALTEX y ECEX o la actual IMMEX, ofrecen incentivos fiscales a productores manufactureros de exportación.

 

Fuente: Elaboración propia con información de Bloomberg.

 

MTN: ¿Cómo las medidas tomadas para el crecimiento del país han afectado a la pequeña y mediana empresa?

G. S. P.: Independiente de las políticas comerciales y la apertura a los mercados internacionales, es la falta de acceso al financiamiento a la actividad productiva uno de los principales impedimentos para el crecimiento de las pequeñas y medianas empresas.

De acuerdo a Levy (2012), en México existen registros en el IMSS al 2008 por 3, 312,092 empresas que cuentan con 1 a 5 trabajadores y corresponden al 89% de las empresas  a nivel nacional, estando las unidades económicas compuestas hasta en un 95% de microempresas, mismas que generan sólo el 2.3% del PIB, mientras las empresas grandes (10,288 unidades económicas) producen el 77.1% del PIB.

La pendiente Reforma Financiera con la que se busca aumentar la oferta de crédito empresarial es necesaria para consolidar una estructura de pequeñas y medianas empresas para que éstas tengan la posibilidad de sostenerse y crecer en el mediano plazo. Asimismo la disponibilidad del crédito empresarial es un importante factor para la ejecución de proyectos productivos que requieren de un capital mayor al de una microempresa promedio.

 

MTN: El mismo informe de la OMC reconoce como positivo la reducción de aranceles que realizó México, pero ahora señala la necesidad de que respalde un ajuste competitivo y productivo, y a su vez señala también los pocos avances en la disminución de la pobreza y las diferencias sociales. ¿No existe una contradicción en esas observaciones? ¿Cómo resuelve un país una alta competitividad sin la desvalorización interna?

G. S. P.: No, la política comercial no es solución a la desigualdad social y la pobreza. Asimismo, la reducción de los aranceles, así como la apertura comercial no son garantía de un mayor crecimiento económico, pero sí de un mayor bienestar social vía mayor gama de productos y mayores salarios en los productos que se exportan.

La apertura comercial es necesaria para lograr los objetivos que plantea la OMC como una mejora en la competitividad y productividad. El organismo al referirse a la disminución de la pobreza, hace alusión a la necesidad de reformas como la educativa o financiera, mismas que afectan variables que son determinantes de la pobreza y desigualdad.

Por otro lado, una alta competitividad no está ligada necesariamente al tipo de cambio, mantener una moneda devaluada fomenta las exportaciones, sin embargo uno de los objetivos del comercio es también lograr aumentar los flujos de importaciones. Para mejorar la competitividad, el país debe especializarse en aquellas industrias sobre las que tiene ventaja comparativa superior al exterior, mejorando la calidad del capital humano destinado a esas actividades y facilitando la creación de empresas a través de créditos empresariales.

 

MTN: Y en el exterior, la macroeconomía mexicana, ¿a quiénes y cómo impacta?

G. S. P.: La economía mexicana está fuertemente vinculada con EU, por lo tanto en gran medida los impactos de las políticas económicas tanto monetaria como fiscal provienen de ese país, no obstante esto no ocurre en el sentido contrario.

Sin embargo, es la fuerte relación comercial con EU, lo que hace a México un factor clave en la comunidad internacional. De acuerdo a información de la oficina del censo en EU, a febrero del 2013 México es el tercer principal socio comercial de ese país con un acumulado de 79.07 mmdd, sólo detrás de Canadá (99.89 mmdd) y China (88.57 mmdd), le siguen Japón con 32.38 mmdd y Alemania con 24 mmdd.

Las relaciones comerciales de México con EU son fuertes, pero difieren con las del resto del mundo. Las exportaciones no petroleras hacia EU fueron en promedio 78.1% del total durante el 2012, mientras que las exportaciones hacia la Unión Europea fueron sólo el 4.8% del total. Sin embargo los flujos de importaciones son distintos, las provenientes de EU durante el 2012 fueron el 45.8% mientras que las provenientes de la Unión Europea llegaban al 11.3%, siendo China el otro gran importador, con 17.2% del total. Lo anterior refleja la importancia de EU como consumidor de bienes de exportación intermedios y finales, así como la importancia de EU, la Unión Europea, China y Japón como proveedores de insumos y bienes de consumo final para México. Cabe mencionar que la estructura de los flujos comerciales con estos países es diferente, por lo que cambios internos en la demanda o externos principalmente en EU podrían afectar tanto positiva como negativamente los flujos comerciales y por ende la actividad productiva.

Los comentarios positivos del Fondo Monetario Internacional con respecto a México en su último reporte de perspectivas económicas, a raíz de la confianza del consumidor y flujos de exportaciones sólidos, se encuentran a la par de la confianza internacional en las economías emergentes.

 

MTN: México es el país latinoamericano con más cantidad de tratados de libre comercio, ante la observación de la OMC, ¿piensa que el país cambiará o moderará su política arancelaria? ¿Por qué?

G. S. P.: No. Por un lado la reducción gradual de los aranceles a importación de productos está planteada en el TLCAN, por otro lado, la reducción de aranceles ante la crisis internacional aportó al dinamismo del sector productivo, aunque se pueda pensar tradicionalmente en una protección a la industria nacional, la alta dependencia de insumos del exterior en los sectores industriales de más crecimiento en México hacen necesario el reducir costos a las empresas, especialmente durante la crisis del 2009 y los años posteriores en los que el entorno internacional y la demanda externa de bienes ha desacelerado la producción nacional.

Cabe mencionar, que generalmente una porción del impuesto se transfiere al consumidor, por lo que la política de reducción arancelaria permite beneficios para los consumidores y no sólo al sector productivo.

 

MTN: ¿México está en condiciones de aumentar sus exportaciones? ¿En qué sectores?

G. S. P.: México ha logrado fortalecer el sector de equipo de transporte, con la industria automotriz y más recientemente la aeroespacial, principalmente en la región del Bajío en México. Se puede destacar que las exportaciones automotrices solamente comprenden el 30% de las exportaciones no petroleras, resultado de la fuerte presencia del sector al interior del país.

Asimismo se ha logrado la presencia de empresas dedicadas a ofrecer servicios para el sector, lo que ha propiciado la entrada de nuevas armadoras y ampliado las expectativas de producción para otras industrias, como el acero. Se calcula que el 80% de la producción automotriz se exporta y al parecer México está cerca de convertirse en el exportador automotriz del mundo.

 

MTN: ¿Cree que está en los planes de la política económica de Peña Nieto hacer de México una potencia emergente del estilo de China?  Como analista, ¿cree que es factible que el país pueda cumplir ese proyecto expansionista? ¿Por qué?

G. S. P.: Dentro de los planes de Peña Nieto está el resolver los problemas estructurales con los que cuenta México en la actualidad. Naturalmente la estructura económica, demográfica, política y la ubicación geográfica de México lo distancian de China en muchos aspectos.

Por un lado México a pesar de contar con mano de obra barata en comparación con EU, no cuenta con la estructura de población joven que tenía China durante su periodo de crecimiento más acelerado en el 2006-2007. Por otro lado la normatividad ambiental más restrictiva en México impediría algunas de las actividades industriales que se llevan a cabo en China. Por último, la producción de bienes en China se había caracterizado en los periodos de alto crecimiento por productos de bajo valor, mientras que en México la estructura actual enfocada principalmente a las autopartes, acero y productos electrónicos  requiere de otras estrategias para su desarrollo.

Sin embargo, México cuenta con ventajas distintas a las de China. El país puede cumplir con el objetivo de un mayor crecimiento basado en el aumento en la producción de bienes más tecnificados e intensivos en capital y mano de obra especializada, tal como ocurre con la industria aeroespacial en Querétaro y alejándose de los esquemas de economías de enclave como la que se desarrolló en las regiones fronterizas con la expansión del sector maquilador.

Las actuales reformas estructurales que están promoviendo Peña Nieto mejoran las expectativas económicas de nuestro país donde actualmente crecemos a una tasa anual aproximada al 3%, en lugar del 6% que podría alcanzarse con las  reformas.

 

MTN: El ámbito de la seguridad jurídica suele ser una traba para las inversiones extranjeras en muchos países latinoamericanos, ¿en qué condiciones se encuentra México respecto a este tema?

G. S. P.: El índice internacional de derechos de propiedad 2012, ubica a México como el número 76 de 130 países evaluados. El índice tiene varios componentes, de éstos la categoría de registro de propiedad mantiene una buena calificación y coloca al país en posición 30 con respecto a la comunidad internacional y en segunda posición en comparación con América Latina.

Pese a que los indicadores de legalidad, estabilidad política y control de la corrupción, tienen una posición baja con respecto a la comunidad internacional, se ha observado una mejora durante los últimos dos años. Por otro lado, los derechos de propiedad intelectual ubican a México en la posición 65 internacional, pero 9 en la región. La seguridad jurídica para México está calificada como número 8 en la región, pese a que existen deficiencias en materia de seguridad jurídica, la inversión extranjera directa no se ha visto afectada por éste motivo.

 

MTN: Siendo que México ha sostenido puntuales vínculos con China y más bien ha resultado China en muchos casos competencia de México en el mercado con Estados Unidos, ¿cómo se podría pensar el vínculo comercial y de cooperación entre ambos países, con o sin Estados Unidos de por medio? ¿Por qué?  

G. S. P.: China es un importante socio comercial de México y se ha observado un crecimiento significativo en el comercio total de ese país con México que del 2007 al 2011 creció 16.4% ubicándolo como el segundo socio comercial de México. las exportaciones hacia ese país representan el 11% de las importaciones provenientes de China y a diferencia de EU se componen principalmente de materias primas, siendo aceites y minerales de cobre y hierro el 54% de las exportaciones provenientes de México. De los productos manufacturados, los automotrices (13.5) son otro bien de exportación con una fracción importante del comercio.

China en cambio está enfocada a importar productos electrónicos intermedios para manufactura en México como aparatos telefónicos, televisores y computadoras, así como bienes manufacturados de baja complejidad técnica. En competencia con México, china le ganó el terreno en la producción y exportaciones textiles y de calzado a EU, y no se espera que la situación se revierta en tanto que esto requiere de acción por parte de los productores nacionales.  

La posición de México como proveedor de materias primas a China podría reforzarse, sin embargo el crecimiento del poder adquisitivo del mercado chino podría volver aquel país un importante receptor de productos manufacturados provenientes de México. No obstante lo mencionado no es algo que se espera en el corto plazo.

En la actualidad, aunque la inversión China en México se mantiene baja, se espera se logren acuerdos bilaterales que permitan aumentar la inversión directa.

 

MTN: ¿Qué costo tendrá (o podría tener) el Pacto por México en el ámbito interno?, ¿Cómo repercutirá en la pequeña y mediana empresa mexicana?

G. S. P.: De concretarse, las reformas planteadas en el pacto por México, especialmente las reformas como la financiera  y la energética en el mediano plazo podrían resultar en la creación de empresas con bases financieras más sólidas y una planeación estratégica mas estructurada a diferencia de la mayor parte de las pequeñas empresas hoy en día. Asimismo, la mayor acumulación de capital fijo incrementará la productividad, los salarios y finalmente el crecimiento económico de México.

0 COMENTARIOS

Debe estar registrado para comentar