24 de Agosto de 2019| Última actualización 11:23 GMT

Las fuerzas exógenas que actúan sobre los países y las empresas

Luis Luna Osorio | 19 Marzo del 2015

Los países y las empresas están expuestos a dos clases de fuerzas, las endógenas y las exógenas. Las primeras provienen del interior de las empresas y están relacionadas con las materias primas, la mano de obra, el capital, la tecnología utilizada, otros aspectos que la administración decide cómo, dónde, cuándo, por qué y para qué o quién utilizar. Las segundas se originan al exterior de las empresas y de los países y sobre ellas no tienen capacidad de decisión ni las administraciones empresariales ni las de los gobiernos. Frente a ellas, lo que generalmente se puede hacer es tratar de preverlas, conocerlas con sus características y buscar la mejor forma de adaptarse, para maximizar las oportunidades y reducir las amenazas.

 

Las fuerzas exógenas son de mucha importancia, porque tienen magnitudes a veces enormes y cubren espectros muy amplios, mientras que países como el Ecuador y sus empresas tienen solo capacidades limitadas de respuesta, en tiempo, recursos o conocimiento de la gestación y eventuales efectos de las fuerzas. Un ejemplo reciente y claro es el de la baja violenta y considerable del precio mundial del barril de petróleo, que ha dejado seriamente afectados a varios países productores, entre ellos el Ecuador, y muy beneficiados a los consumidores, como la Unión Europea y Chile; quebrando, literalmente, a muchas empresas y enriqueciendo a otras.

 

A estas fuerzas se las cataloga secuencialmente como: físicas, socio-culturales, socio-económicas, políticas, legales, laborales, competitivas y distributivas.

 

FUERZAS FÍSICAS.- Son: localización espacial y geográfica, topografía, sistema fluvial y lagos, clima, recursos naturales: animales, vegetales y minas; fuentes de energía,  actos de Dios. Inciden de manera importante sobre el comercio internacional, porque la cercanía o lejanía de los mercados más importantes determina la oferta y los costos de producción y exportación.

 

En el caso del Ecuador, la localización geográfica es excelente para la radiación solar; pero, inconveniente con respecto a los principales mercados; la topografía, especialmente de la Sierra, es difícil para el desarrollo de la infraestructura; la tierra agrícola es escasa, pero muy fértil; el sistema fluvial no sirve mucho para el transporte, pero es muy generoso en agua de consumo, de riego y para la generación de energía; sus lagos son pequeños, pero atractivos para el turismo; el archipiélago de Galápagos es único en el mundo; hay multiplicidad de climas, que determinan diversas producciones agropecuarias; existe gran diversidad de animales y la capacidad de producir gran variedad de vegetales; se cuenta con pocas minas, pero se tiene importantes yacimientos de petróleo y gas, oro y minerales no metálicos; no hay hierro ni carbón en cantidades industrialmente interesantes. Las inundaciones, sequías y erupciones volcánicas son frecuentes; es temible el Fenómeno del Niño, se producen actos de Dios (desastres naturales) frecuentes y difíciles de prever, que generan grandes pérdidas.

 

FUERZAS SOCIO – CULTURALES.- Tienen que ver con la demografía y el comportamiento social y cultural de la población.

 

Las fuerzas demográficas son: la población total, su tasa de crecimiento neto y las estructuras por edades, sexo, ubicación urbana o rural, ubicación provincial, educación, ocupación, nivel de ingreso, profesión, ideología.

 

Las fuerzas culturales son, entre otras: la familia, la gastronomía, el idioma, los valores, la religión, la educación, las  costumbres, el comportamiento social, la estética, las artes, la tecnología, la actitud frente al poder.

 

El Ecuador 2015 tiene 16 millones de habitantes. Su tasa de crecimiento demográfico se ha reducido y es del 1,6% anual. La mayoría de la población es joven, urbana, pobre, poco educada, sin empleo “digno”, manipulable por los demagogos y reside mayoritariamente en Guayaquil y Quito. Por eso, cientos de miles de personas emigraron a Estados Unidos y Europa.

 

En el aspecto cultural, el Ecuador es parte de la civilización occidental desde la Colonia; su cultura, gastronomía y costumbres son mezclas de las similares indígenas y de las heredadas  de España, pero han  adquirido sello propio; su idioma mayoritario es el español, pero miles hablan otros idiomas, especialmente inglés o quechua; la religión mayoritaria es la católica, pero hay libertad de cultos; la educación estatal es laica, pero las escuelas y colegios privados, especialmente religiosos, abarcan un gran porcentaje de los educandos; la estética es muy diferente en cada región; la tecnología solo es adoptada o adaptada, casi no hay propia; la masiva emigración genera efecto demostración y problemas sociales graves en la familia tipo; la actitud frente a la corrupción es de permisividad y hasta de práctica, porque funcionan los “amarres”, la “troncha” y  los compadrazgos en la política; crece la viveza criolla y el contrabando, y es notoria la evasión tributaria.

 

FUERZAS SOCIO-ECONÓMICAS.- Son: el producto interno bruto (PIB) y el PIB per cápita, la distribución del ingreso, el índice de desarrollo humano, los planes económicos nacionales, sectoriales y regionales: la tasa de interés, la tasa de inflación, el tipo de cambio, el déficit o superávit presupuestario, la deuda externa, la inversión extranjera, el mercado de valores, el tamaño y comportamiento del sistema financiero.

 

En el Ecuador, el PIB 2013 a precios constantes del año 2007 fue de 67.085 millones de dólares y creció al 4,5% con relación al PIB 2012; los sectores de actividad principales del 2013 fueron: la manufactura, excepto refinación de petróleo (12%), el comercio (10%) y el petróleo y minas (10%); el PIB per cápita de 2013 fue de 4.252 dólares; el índice de desarrollo humano 2014 lo ubicó al país en el puesto 95 entre 176 países; los planes de desarrollo buscan equivocadamente el desarrollo endógeno nacional;  la tasa de interés activa es alta y la pasiva es baja, casi al nivel de la tasa de inflación, que en dólares es reducida; el tipo de cambio es fijo; el presupuesto del Estado ha crecido mucho en pocos años, suma 36.317 millones de dólares para el año 2015 y está muy desfinanciado. La deuda pública crece pero aún no es muy preocupante; la escasa inversión extranjera, menor siempre de 1.000 millones de dólares, se orienta casi solo al petróleo; el sistema financiero privado es bastante confiable, pero el gobierno lo ha cercado legalmente; el mercado de valores recién se empieza a desarrollar en cuanto a títulos valores privados.

 

FUERZAS POLÍTICAS.- Son, principalmente, las ideologías: conservadora, liberal, capitalista, socialista, comunista; y, las tendencias hacia el: nacionalismo, estatismo, proteccionismo, paternalismo, populismo y centralismo; la confiscación y la privatización. También son fuerzas importantes los partidos políticos, los organismos internacionales y las ONG,

 

En el Ecuador, desde 1830 hasta 1894 hubo predominio conservador; desde 1895 hasta 1933 rigió el liderazgo liberal; desde 1934 hasta 1971 estuvieron presentes el populismo ilustrado, el liberalismo y el social cristianismo; y, pese a la presión internacional, no pudieron afirmarse las ideas socialistas y comunistas. En los años 70 hubo militarismo autocalificado de nacionalista y revolucionario. Los años 80 fueron de social cristianismo y social democracia. Los 90 fueron un desastre político que continuó hasta el 2006. Desde el año 2007 gobierna hegemónicamente el Presidente Correa, apoyado por el socialista Movimiento Alianza País y por el precio del petróleo, que subió hasta la cima de 103,77 dólares por barril.

 

FUERZAS LEGALES.- Son las normas internacionales, cada día crecientes; y, los miles de normas nacionales, que rigen las actividades humanas en cada Estado. Su respeto hace posible la convivencia pacífica entre naciones, empresas e individuos; y, por tanto, tienen gran impacto en el desarrollo de las relaciones internacionales, del comercio internacional y de todas las actividades humanas.

 

En el Ecuador están vigentes los acuerdos internacionales de creación de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y su llamada “familia”, la Organización Mundial del Comercio (OMC), el Fondo Monetario Internacional (FMI), el Banco Mundial (BM), la Organización de Estados Americanos (OEA), el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), la Asociación Latinoamericana de Integración (ALADI), la Asociación de Instituciones de Desarrollo (ALIDE), la Comunidad Andina (CAN), la Corporación Andina de Fomento (CAF); el Fondo Latinoamericano de Reservas (FLAR), la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA), la Unión de Naciones de América del Sur (UNASUR); acuerdos bilaterales de diverso tipo, especialmente con Chile, fronterizos con Colombia y el Perú, de comercio con Cuba; de cooperación con la Unión Europea; y, algunos más.

 

Las normas nacionales más importantes son: la Constitución de la República, las leyes orgánicas y ordinarias, los decretos presidenciales, las resoluciones y regulaciones de los cuerpos colegiados oficiales, los acuerdos ministeriales e interministeriales, los reglamentos, las ordenanzas municipales, las directivas.

 

FUERZAS LABORALES.- Son: la cantidad, la calidad y la productividad de la mano de obra, junto con su costo unitario; la composición de la fuerza laboral. Además, la sociedad tradicional, las minorías, la participación de la mujer en el trabajo, el mercado laboral, los sindicatos.

 

En el Ecuador, la mano de obra no es abundante, porque la población es pequeña y desde 1999 hasta 2009 emigró en gran cantidad; su calidad deja mucho que desear, por su falta de educación y capacitación; su estructura es básicamente agropecuaria y de servicios no modernos; la productividad es baja y su costo, relativamente alto en relación con la productividad; no es competitiva. La población desocupada y subocupada es poco más de la mitad de la población en edad de trabajar; la población dependiente crece, en vez de disminuir.

 

La sociedad es tradicional con respecto al trato al obrero; las minorías, especialmente indios y afroecuatorianos, no tienen mayor opción de ascender en las escalas de la administración pública y privada; hay muchos niños trabajadores y explotados; la mujer gana terreno en cuanto a la gama de actividades que ejerce y a los niveles de poder o dirección que adquiere, pero aún es discriminada; el mercado laboral es muy cerrado, porque hay falta de canales de información y persiste la preferencia por lazos de familia o amistad; los sindicatos están politizados. No hay suficiente empleo para los nuevos demandantes.

 

FUERZAS COMPETITIVAS Y DISTRIBUTIVAS.-  Las fuerzas competitivas son: capacidad de producción, precios, calidad incorporada en el producto total, oportunidad de acceder al mercado. Las fuerzas distributivas son: las empresas de comercio exterior,  que pueden ser personas, compañías o consorcios; las empresas de distribución: sucursales, agencias, representaciones, mayoristas, supermercado y minoristas.

 

Al Ecuador le afectan negativamente las fuerzas competitivas y distributivas de la gran mayoría de los países del mundo, que son mucho mejores que las suyas. Sin embargo, entre 2007 y 2014 ha trepado quince puestos y se ubica en el puesto 71, impulsado por la mejora de sus infraestructuras, la calidad de la educación y la innovación, debido a que han mejorado sus vías y cuenta con mejoramiento notable en educación y algunos otros aspectos.  Debe recalcarse, sin embargo, que nada se ha hecho por mejorar los puertos y que esa es una grave debilidad para llevar un mayor valor y número de exportaciones al mercado internacional.


 

0 COMENTARIOS

Debe estar registrado para comentar